sábado, 10 de mayo de 2008

DEBATE EN TORNO A UN CONCIERTO SUBTERRÁNEO EN LA UNIVERSIDAD DE SAN MARCOS (1985)

En setiembre de 1985 se realizó un intento fallido, por parte del grupo de bandas fundadoras del Rock Subterráneo limeño, de realizar un concierto en San Marcos, resultando aquello en un abierto enfrentamiento con cierto sector de la izquierda universitaria (autoritaria y fosilizada) de aquellos años el cual, con el argumento de ser el rock un producto alienante del sistema capitalista, no tuvo mejor idea que proceder al desmantelamiento del escenario levantado por los subtes del mismo modo que años atrás se había procedido con Santana. Dicha actitud, absurda desde todo punto de vista, era, sin embargo, asunto muy serio por aquellos días pues dichas organizaciones controlaban el campus y manipulaban a su antojo a amplios sectores del estudiantado.
El ejemplar de la revista que utilizamos para preparar la nota fue proporcionado por nuestro colaborador, el historiador, David Rengifo.

SALVAR SAN MARCOS
¡MATAR EL ROCK!
EXPULSARON A GRUPOS MUSICALES
SÁBADO ALUCINANTE DE DESALOJO Y DEBATE SOBRE CULTURA NACIONAL




Más de 20 grupos de rock nacional fueron desalojados del bosquecito de Letras de la Ciudad Universitaria de San Marcos, el pasado sábado 21 de septiembre, acusados de ser “una agresión imperialista”.

Alrededor de 40 estudiantes, encabezados por partidarios del Frente Estudiantil Revolucionario San Marcos (FER-Antifascista) y el partido Patria Roja, luego de movilizarse por el pabellón de Letras, procedieron, en forma enérgica y sin tener en cuenta la oposición de un grueso sector de estudiantes, a desarmar el estrado donde se iba a realizar el concierto.

Posteriormente, estos mismos estudiantes, representados por el declamador Julio Carmona, expresaron que eran “la expresión de los sanmarquinos (y que) de ninguna manera” se había usado la violencia contra los organizadores del evento.

EXIGEN DEBATE

Ante el desconocimiento que existía de los grupos que iban a tocar y de los temas que interpretarían, un sector de estudiantes, en medio del tumulto de los que violentamente desarmaban el estrado, exigieron, a gritos, un debate para saber por qué se expulsaba a los músicos, muchos de ellos sanmarquinos.

Casi obligados por el clamor de los estudiantes, los organizadores del desalojo accedieron al debate, que se realizó en el aula 2A del pabellón de Letras.

Julio Carmona, declamador y ex estudiante sanmarquino, fue designado por el grupo que dirigía el desalojo para defender la postura “revolucionaria y andina” de los estudiantes.

Por su parte, los organizadores del concierto enviaron un representante, el cual, documentos en mano, demostró el carácter antiimperialista y antifascista que tenía el concierto.

El debate, que se desarrolló en un ambiente hostil por ambas partes, dejó en claro la postura extrema de algunos sectores que “dicen defender la cultura andina, pero organizan fiestas donde se baila de todo”.

El finalizar el debate, a las 7 y 30 de la noche, los grupos musicales se retiraron a realizar su concierto en la Unidad Vecinal, de donde fueron desalojados por la policía.

Según el comentario mordaz de un asistente al debate, los defensores de la cultura “revolucionaria y andina” se retiraron, probablemente, a festejar el sábado, “bailando buena música moderna (esa sí, pro imperialista) y rica salsa caribeña”.

IMPERIALISTAS

“San Marcos nunca ha estado al margen de la cultura de nuestro pueblo, al contrario, está en defensa de ella, por eso, estamos en contra de esa música.

Realmente es indemostrable que una manifestación cultural no tenga una ligazón con la política y la lucha de clases, por eso estamos rechazando, no a la música misma, estamos criticando la actitud ¡AGRESIVA! de estos jóvenes.

Mientras nuestro pueblo se desangra, mientras nuestro pueblo de Ayacucho está siendo masacrado por esbirros de la reacción, también sirvientes del imperialismo: ¿cuatro muchachos melenudos van a venir a hacernos creer que vivimos en un paraíso?

En el momento actual y en cualquier momento, algo que venga del imperialismo, no es del pueblo norteamericano que nos viene, nos viene de ese nefasto engendro del capitalismo universal y tenemos que rechazarlo desde nuestro más profundo sentimiento, es decir, del sentimiento de nuestro pueblo. No porque nos vengan con el cuento de que le están poniendo otra letra, vamos a pensar que es una música distinta, y si esa letra es revolucionaria: ¿por qué utilizan esa música? Los compañeros dicen que el huayno y el vals son reaccionarios en algún momento, exacto, pero no su esencia y que las hagan vals o en huayno”.

(Discurso de Julio Carmona, representante de los estudiantes que desalojaron a los músicos).

CONTESTATARIOS

“Nosotros no postulamos el rock: ¡NOSOTROS REPUDIAMOS EL ROCK! También la droga y la alienación, sea de derecha e izquierda. Porque muchos de ustedes muestran alienación, cuando creen que es andina la solución de un país pluricultural.

De los que venían, nadie iba a cantar en inglés ni a hacer huachaferías. Nosotros veníamos a expresar la cultura de gente que esta marginada. Ustedes pueden especular lo que quieran, pueden hacer mil y una interpretaciones de lo que se le quería mostrar, pero no nos han querido escuchar y no nos pueden criticar.

La gente que venía traía un planteamiento de ruptura con el imperialismo, pero ustedes se han dejado llevar por la forma y no por el contenido. Vieron una esvástica, la vieron pero no ¡TACHADA! que era lo que estábamos mostrando… vieron el SIDA… ¡¡USTEDES SABEN MUY BIEN QUE ESE ES UN INVENTO NORTEAMERICANO!! por eso la “S” estaba hecha con el signo de dólar, estamos criticando eso, pero ustedes lo tomaron como nuestra bandera.

Nosotros traíamos una propuesta que era ¡UNA DENUNCIA POR LA VIDA! Para nadie en Lima es novedad que se asesinan personas tanto con criterio neo nazi, como en pos de la izquierda.

¡MUERA EL ROCK! ¡VIVA EL ESPÍRITU CONTESTATARIO DEL ROCK!”

(Discurso del representante de los organizadores del concierto)

DENUNCIA POR LA VIDA (de los grupos de música)

Ustedes interprétenlo como les de la gana: Vida, violencia, marginal, miseria, revolución, subterráneo, arte, denuncia, equilibrio, comunicación, urbano, alternativa, juventud, espontáneo, dadá, sociedad, consumo, dominio, libertad, conformismo, agresión, esperanza, anarquía, represión, bestiario, mayoría, clases, orden, rural, destrucción, verdad, generación, desaparecido, cultura, decadencia popular, manifiesto contestatario, fuerza, leyes, utopía, ocio, Dios, mierda, dialéctica, vida.

Fuente:
Chasqui (Ciudad Universitaria de San Marcos, Lima), Nº 1: 8-9, oct. de 1985; revista mensual editada por el Grupo «Javier Heraud».

9 comentarios:

viejocaminante dijo...

felizmente esos rollos estúpidos van quedando atrás. Lo que me pregunto es si acaso el tal carmona, habría estado enterado que la universidad no la inventaron los Waris, Moches ni Incas. ¿Si rechazaba lo capitalista, porqué no rechazar de plano lo occidental? Y si era así, ¿qué mierda hacía metido en la uviversidad?

Como te dije, hombre, muy buen blog.

Creo que lo mejor que podría haber hecho un tipo como ese era buscarse un poco de información para que supiera cuán andino -léase prehispánico- es el huayno del que habla y cuánto de occidental puede ser usado por una cultura sin temor de desaparecer. Y es que, parece ser que el principal temor de gente así era que la cultura andina desapareciera bajo la temible amenza del rock... Imbéciles. Eso no iba a ocurrir, porque aunque "cuatro melenudos subieran a cantar" una cultura es una estructura de mayor duración, resistente a acciones violentas, efímeras y de corto alcance que asimila elemntos transformándolos en cosas útiles para sí (Lo que García Canclini llama Glocalización).

Anónimo dijo...

Ese Carmona era un pobre tonto util de ideologias que ni siquiera el mismo entendia. Alguien sabe que es de su vida?

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Syd Misious dijo...

Al parecer, Julio Carmona sigue dedicado a la poesía y cuenta con su propio blog llamado "Mester de Obrería". Véanlo en:
http://www.mesterdeobreria.blogspot.com/
No hay necesidad de dejar dos veces el mismo comentario, basta con una.

Anónimo dijo...

la izquierda solo trajo mediocridad a san marcos,donde estan los grandes consecuentes o en suecia viviendo bien o en una fosa comun.

Julio Carmona dijo...

Recién hoy me he encontrado con este blog en el que se me menciona. Por supuesto no voy a "defenderme" de lo expresado ahí. Sólo diré que no se ajusta a la verdad. El hecho fue que en el escenario que se había montado, figuraba una svástica (el símbolo nazi), lo cual para muchos de los estudiantes que participamos en esa protesta nos pareció no sólo una provocación sino un insulto a la democracia misma. De tal suerte que la reacción no fue propiamente contra la música misma, sino contra esa manifestación icónica, injustificada. Lo lamentable está en que el debate se desvió hacia una confrontación entre la música peruana y la música norteamericana. Y ese sesgo del debate distorsionó todo. Algo similar había ocurrido años antes con Santana, que mereció rechazo no por su música sino por su ostentación de drogadicto.
Si todo eso, visto a la distancia, resulta reprobable, creo que debería ser juzgado con los aspectos propios de la época, que la distancia y el tiempo suelen adulterar. Si en la actualidad se volvieran a repetir esos hechos con las mismas condiciones, yo volvería a intervenir, pero como lo hice entonces, sin recurrir a la violencia sino al diálogo que fue lo que finalmente se hizo (sin recordar ahora cómo ni por qué resulté designado para defender la posición de rechazo). Con todo respeto, sin improperios. Gracias, de todos modos por recordar esos hechos que son parte de la historia de San Marcos, y que no denigra sino enaltece a la música rock (a la que respeto) si es que su intención entonces no fue la de hacer una apología del fascismmo al difundir su símbolo. Es todo.

Julio Carmona

Syd Misious dijo...

Dos cosas: el comentario de Julio Carmona ha sido publicado, también, como un post independiente del blog (http://cainsubte.blogspot.com/2009/05/comentario-del-poeta-julio-carmona_03.html).

Por razones técnicas que no alcanzamos a entender, han desaparecido de la versión publicada un párrafo del texto de presentación al artículo sobre el debate en San Marcos, y una línea del documento mismo (aunque no del archivo del blog).

El párrafo faltante, ubicado justo antes de la imagen escaneada del artículo, dice así: "El ejemplar de la revista que utilizamos para preparar la nota fue proporcionado por nuestro colaborador, el historiador, David Rengifo".

La línea faltante, ubicada tras el subtítulo «DENUNCIA POR LA VIDA (de los grupos de música)», dice: "Ustedes interprétenlo como les de la gana:".

Anónimo dijo...

pues tenían razon los gringos siempre han usado cualquier método para insertarse en diversos paises y la música ha sido uno de ellos, mucho cuidado con eso, este metodo se sigue haciendo no solo con el rock, si no con el pop y demas, no es cuestion de ser de izquierda o derecha, es simplemente observar como copiamos lo de aduera y muchas veces olvidamos la grandeza que hay aqui.

Anónimo dijo...

caunta ignorancia de un lado y del otro...me dan risa sus pseudo posturas radicales, vivimos en una sociedad que desde su primer momento a aceptado todo lo foraneo asi como tambien ofrecio valores hacia otras, por lo tanto decir que somos o no alienados es algo completamente ridiculo, solo somos y punto, nos aceptamos como somos y ya.